A un año del feminicidio de
Jessica González, juicio sigue "atorado"
Familia y amigos, así como otras personas, exigen castigo para el culpableMARCO S.

A un año del feminicidio de Jessica González, juicio sigue "atorado"

La familia de la joven lamenta que no se ha hecho justicia; en tanto, la defensa de Diego Urik “N” ha promovido un tercer amparo

Morelia, Michoacán (MiMorelia.com).- Este martes se cumple un año del feminicidio de la joven maestra moreliana Jessica González Villaseñor. El proceso penal iniciado al presunto responsable, Diego Urik “N”, está detenido desde el pasado 2 de abril, en espera de la revisión de dos juicios de amparo promovidos por la defensa, a los cuales recientemente se sumó otro, con la intención de recuperar el vehículo –propiedad del padre del imputado– donde habría sido trasladado el cuerpo de la víctima.

El 21 de septiembre de 2020 fue el último día que se vio a Jessica con vida.

A partir de esa fecha, publicaciones en redes sociales, marchas y manifestaciones propiciaron su búsqueda; luego vino el repudio social por el crimen, y ahora –tal como desde el primer día–, la exigencia constante es justicia.

MARCO S.

A Verónica Villaseñor Ferreyra, madre de Jessica, le sobreviven dos hijos: Cristo y Adrián. En exclusiva, la familia abrió a MiMorelia.com la intimidad de su hogar para compartir quién fue la joven, más allá del rostro que acompaña las protestas locales en demanda de seguridad para las mujeres y niñas.

En entrevista, Verónica Villaseñor, víctima indirecta en el caso, informó sobre el tercer recurso de amparo que recién promovió la defensa del presunto feminicida: “El papá, como es el dueño, pide la devolución del automóvil (en el que fue trasladado el cuerpo de Jessica al predio donde, posteriormente, fue abandonado), siendo que ni el juicio ha iniciado; es ilógico que una de las pruebas se les devuelva”, señaló.

A dicho amparo le anteceden dos más. En el primero la defensa solicitó a la Fiscalía General del Estado (FGE) acceder a un juicio abreviado; mientras que en el segundo la intención es que cambie la tipificación del delito, es decir, que no se le juzgue a Diego por feminicidio, y en caso de que se le declare culpable, la condena sea menor.

Te puede interesar:
FGE, preparada para juicio contra Diego “N”, presunto culpable del feminicidio de Jessica
Familia y amigos, así como otras personas, exigen castigo para el culpable
MARCO S.

A finales de mayo ambos amparos tenían una resolución favorable para la víctima; sin embargo, la defensa pidió que se revisara la determinación de ambos jueces. Actualmente, ya se ratificó la negativa sobre el juicio abreviado, pero está pendiente el resolutivo sobre la tipificación del delito, sin que exista una fecha límite para el mismo.

En la última audiencia, celebrada el pasado 10 de agosto, se desahogó una prueba anticipada a cargo del perito que realizó la necropsia de ley, en la que reveló que la víctima murió de hemorragias cerebrales, consecuencia de los 32 golpes que recibió en el cuerpo, aún con vida.

Además, el perito argumentó que la docente, quien fue localizada semidesnuda el 25 de septiembre del año pasado en las inmediaciones del fraccionamiento Mirador de la Montaña, al sur de la ciudad, no murió súbitamente, es decir, pasó tiempo desde que se perpetraron los golpes hasta que dejó de respirar.

Te puede interesar:
Hubo crueldad en el feminicidio de Jessica González, revela forense
Familia y amigos, así como otras personas, exigen castigo para el culpable

Ella sigue aquí con nosotros

Una tradición de la familia González Villaseñor es comer juntos, por lo que en la mesa no falta la imagen de Jessy, como la llamaba su madre, quien exclamó: “Ella sigue aquí con nosotros, a la mesa”.

“Jessy no era, es todo para nosotros; somos una familia y no está incompleta, Jessy está con nosotros”

Madre de Jessica González

MARCO S.

Como pocas veces, el padre de la joven, Martín González Velázquez, platicó ante las cámaras. Con mirada triste, recordó a Jessy como una niña que impulsaba a la familia, de buen corazón y explosiva cuando tenía que defender sus ideales. “Ella tenía un gran potencial, pero se lo cortaron”, lamentó.

Y es que apenas el antepasado lunes la familia recibió formalmente el título de Jessica como docente, lo que movió las emociones de la familia a un año de su ausencia.

Su madre relató que ella siempre decía “dame las palabras, Dios”, para saber que la forma en que hablara con sus alumnos era como se iban a desarrollar. Hoy la señora Verónica recuerda sus pensamientos para pedir las palabras con las que debe expresarse hacia la población, “en qué mundo vivimos, en el cual debemos hacer un cambio”.

Asegura que decidieron hacer público el caso, en concordancia con los ideales de ella.

“Decidimos hacer esto público porque ella sabía lo mal que estábamos como sociedad y que tenía que haber un cambio, para que nos demos cuenta lo mal que estamos; yo ni siquiera puedo digerir el hecho de que ya sea un año y estas personas ni siquiera se den cuenta del daño que han hecho”

Verónica Villaseñor Ferreyra

Compartió que los abogados le explican que el caso va bien, pero considera que, a un año, no tienen justicia ante el hecho que laceró a toda su familia.

“Legalmente no te lo puedo explicar; los abogados nos dicen que todo va en curso, que va bien, pero cómo me pueden decir que todo va bien si es un año donde las leyes no nos han servido de nada, las pruebas están y la justicia no ha llegado; es obvio que esto no está bien. Los padres de él quieren sacarlo a toda costa, está mal”, señaló. La dolida madre opina que falta preparación en las autoridades procuradoras de justicia.

rmr

Síguenos en Google News para estar todo el tiempo informado: MiMorelia.com

Related Stories

No stories found.