Libre la circulación en el Libramiento Poniente, frente a la Secretaría de Seguridad Pública, ya se retiran los policías y la circulación se abre en los dos sentidos

 

Avenida Nocupétaro, desde la avenida Michoacán, el avance es lento pasando por la calle de Acacia y con dirección a la avenida Madero Poniente, hasta 5 o 6 tiempos para cruzar la luz verde del semáforo

 

Colapsada la circulación sobre avenida Madero Poniente para los que van del Obelisco a Lázaro Cárdenas con dirección hacia la avenida Pedregal, muy complicado el avance 

 

A partir del Panteón Municipal con dirección al Obelisco a Lázaro Cárdenas, la circulación de la Calzada La Huerta está a vuelta de rueda todo ese trayecto, pasando por el Palacio de Justicia

Mis datos personales en posesión de particulares

NoImage

Los michoacanos hemos aprendido a cuidar de nuestros datos personales; ya sabemos que es importante protegerlos para cuidar de nuestra integridad, y que las autoridades deben contar con procedimientos y sistemas que permitan su eficaz resguardo. 

Sin embargo, ¿qué pasa con los datos personales que entregamos a particulares?, lo cual es algo que sucede de manera cotidiana; por ejemplo, cuando tenemos citas con el doctor, en el colegio de los niños, en la farmacia cuando compramos determinados medicamentos, incluso en tiendas de autoservicio. Todas estas personas recaban datos personales para poder ofrecer servicios y, en la mayoría de los casos, desconocemos qué hacen con ellos. 

Al respecto, así como existen leyes que protegen tus datos cuando están en posesión de autoridades, también está regulada la protección de datos personales en posesión de los particulares, y esta última ley exige que todas las personas físicas o morales de carácter privado que lleven a cabo un uso de datos personales, los recaben de manera lícita, con una finalidad, con lealtad, proporcionalidad, calidad, responsabilidad y siempre con el consentimiento del titular. 

Esto significa que todo consultorio particular, escuela privada, negocio, institución bancaria, etcétera, que trate con datos personales debe poner a tu disposición el famoso y llamado “aviso de privacidad”, que es el documento físico, electrónico o en cualquier otro formato, generado con la finalidad de hacer de tu conocimiento qué va a pasar con los datos personales que se le entreguen. Seguro con lo anterior se nos vienen a la cabeza todos los famosos audios previos que transcurren cuando llamas por teléfono a una compañía telefónica, o de vuelos; sí, ese es el aviso de privacidad que debemos escuchar para conocer cómo van a tratar nuestra información personal. 

Asimismo, el particular que tenga tus datos personales debe limitar su uso al cumplimiento de las finalidades señaladas en el aviso de privacidad; jamás podrá usarlos con un fin distinto. También corre a cargo del particular establecer y mantener las medidas de seguridad, administrativas, técnicas y físicas que permitan proteger la información contra daño, pérdida, alteración, destrucción o el uso, acceso o tratamiento no autorizado, ya que –recordemos– el mal tratamiento de los datos personales puede afectar los derechos de sus titulares. 

Finalmente, es importante señalar que, si los michoacanos advierten que se les está dando mal uso a sus datos personales por parte de particulares, pueden remitirse al Instituto Michoacano de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (Imaip), quien los puede remitir con la instancia competente –INAI– que, de forma gratuita, les auxiliará en todo trámite, con la finalidad de proteger la información.

RYE